Ultraderecha continental pretende imponer hegemona en VIII Cumbre de las Amricas



El liderazgo que transform la regin. La convergencia de lderes de la ms alta jerarqua moral dio un nuevo aliento a las relaciones de respeto y solidaridad entre los pases del hemisferio. Los inmortales Hugo Chvez, Fidel Castro y Ernesto Kirchner, acompaados por Evo Morales, Lula Da Silva, Rafael Correa y Fernando Lugo pudieron contrarrestar los planes hegemnicos del imperio norteamericano y el capital transnacional

Prensa Correo del Orinoco. (Nydia Egremy/8.04.18).- La VIII Cumbre de las Amricas, cita trianual de jefes de Estado y de Gobierno del continente, se efecta en un clima dramtico para la democracia y gobernabilidad. En Per, pas anfitrin, ha dimitido el presidente Pedro Pablo Kuczynski acusado de corrupcin y es irnico pues el eje temtico la reunin es "Gobernabilidad democrtica y corrupcin". Donald Trump ha insistido en asistir y hacer su primera visita a la regin, donde sus antecesores y l han prodigado multimillonarios fondos para la desestabilizacin. As, mientras la Cumbre avala proyectos rentables para las corporaciones, grupsculos patrocinados por EE.UU. atizan la violencia.

En abril de 2015 la VII Cumbre de las Amricas se realizaba en un clima de gran expectativa ante los nuevos cambios geopolticos en el continente. Cuba asista por primera vez a esa cita y los 35 Estados miembros celebraban el histrico encuentro entre el presidente cubano Ral Castro y su homlogo estadounidense Barack Obama. Todos confiaban en el inicio de una nueva era y que, pese a desacuerdos internos, ganara la cooperacin y la regin lograra atender sus retos.

No fue as. Hoy en "Las Amricas" como Washington llama al continente-, dominan la fragmentacin y el desencanto y en ese marco comienza la VIII Cumbre en Lima. Sus verdaderos beneficiarios son las corporaciones trasnacionales y las lites regionales, los mismos que repudian cualquier poltica que limite al neoliberalismo y de ah su odio a los gobiernos progresistas. Al servicio del gran capital, el Departamento de Estado de EEUU (DoS, en ingls) ha creado y financiado una red de supuestas organizaciones de la sociedad civil (OSC), para que operen la agenda imperialista en la regin.

Los principales ingresos provienen de agencias de EE.UU. y europeas de conocida trayectoria injerencista. En una estrategia camalenica, patrocinadores y OSC beneficiadas disfrazan sus objetivos subversivos y usurpan las que han sido histricamente agendas humanistas de la izquierda: respeto a los derechos humanos, libertad de expresin, de reunin y asociacin, derechos de minoras, transparencia gubernamental, atencin a comunidades marginadas, acceso a nuevas tecnologas, elecciones libres y democracia efectiva, entre otras.

As, las OSC parasitarias operan bajo la cobertura de esos principios irreprochables. Sin embargo, ninguna de ellas ha exigido a EE.UU. el fin del bloqueo contra Cuba, ni ha denunciado las pblicas prcticas de acaparamiento de comerciantes venezolanos o reclamado el respeto a los derechos humanos de inmigrantes mexicanos en EE.UU. Es claro y notorio que para esas OSC su objetivo es trabajar de forma solapada para subvertir el orden en pases no gratos a la potencia hegemnica. Por eso, sus miembros irn a la Cumbre de Lima para montar provocaciones.

As lo anunci el gobernador de Florida, el republicano Rick Scott, el pasado 23 de marzo. En su irrefrenable campaa de odio contra los pueblos soberanos, ese republicano urgi al secretario general de la Organizacin de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, a respaldar la exclusin de la Cumbre al presidente cubano Ral Castro. Esas mismas fuerzas intolerantes y violentas, estuvieron detrs del retiro por parte del Gobierno de Kuczynski, de la invitacin al presidente de Venezuela, Nicols Maduro, para acudir a la Cumbre.

Subversin financiada

Hace aos que agencias extranjeras usan a OSC patrocinadas para socavar la gobernabilidad en Cuba, armar conflictos violentos en Venezuela, profundizar divisiones en Bolivia, alentar el descontento en Ecuador y usar a terceros pases para alentar actos subversivos. Su modus operandi de esas agrupaciones es claro: emiten crticas implacables por supuestos agravios a DD.HH., polticas econmicas, elecciones u otros temas sensibles, a travs de medios opositores contra gobiernos no gratos a Washington. Su agenda provocadora busca minar a esos gobiernos.

En aos recientes ha evolucionado el perfil socioeconmico de los lderes visibles de esas OSC. De los encrespados contrarrevolucionarios de La Florida de antao, hoy los dirigentes visibles son profesionistas y egresados de universidades. Algunos poseen experiencia poltico-electoral, otros tienen vnculos con lderes radicales y otros son hbiles con las relaciones pblicas. Todos son tiles para el capital trasnacional y las lites de los pases donde se asientan.

EEUU es el principal financiero, en particular el Departamento de Estado (DoS) que este 2018 ejerce un presupuesto de 59,7 millones de dlares. Tajada importante de ese presupuesto se destina a los programas desestabilizadores en nuestra regin, de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y la National Endowment for Democracy (Donacin Nacional para la Democracia, NED).

As, las OSC y sus liderazgos reciben cientos de miles de dlares a cambio de socavar gobiernos, con discursos de apoyo a la democracia y ayuda a minoras. Los miembros ms radicales de esas organizaciones han anunciado que enviarn a la Cumbre de Lima para incendiar los nimos contra los gobiernos progresistas. De ah la amenaza del gobernador de Florida. Por ello, merece asomarse al clandestino universo de las OSC. Aqu las ms peligrosas por su poder de penetracin:

Red Latinoamericana y del Caribe para la Democracia (REDLAD), que ejecuta tres proyectos para la VIII Cumbre, los financia el (DoS) y la dirige Gina Romero. Muy vinculada con la OEA y ha garantizado la participacin de miembros de la contrarrevolucin cubana y la violenta oposicin venezolana en Lima.

Transparencia, Gobierno Abierto y Participacin Poltica. La coordina la opositora venezolana Mercedes de Freitas, que a su vez dirige la organizacin subversiva Transparencia Venezuela (TV). Sus iniciativas se dirigen a imputar al gobierno bolivariano sobre presuntos casos de corrupcin y mal manejo de recursos pblicos.

Con sede en EE.UU., la chilena Mara Jos Eva es responsable de los programas para Amrica Latina de la Sociedad Presupuestaria Internacional (IBP, en ingls), que recibe fondos de la NED, del Departamento del Reino Unido para el Desarrollo Internacional (UKAID), Open Society y las fundaciones Ford, William y Flora Hewlett y Bill y Melinda Gates. Con esos recursos se auspician proyectos opositores de supuesta transparencia presupuestaria para Venezuela.

Redes Internacionales que Salvan Vidas en Respuesta al Trfico Humano. La coordinan Fernando Mao y Silvia Di Meo de la organizacin argentina Ratt Mercosur, que ha financiado la participacin de contrarrevolucionarios cubanos en pasadas Cumbres.

Coalicin de Organizaciones por los DD.HH. en las Amricas. Coordinada por la abogada Elsa Meany del Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL). Se vincula a la desestabilizacin contra pases progresistas de la regin, en particular Venezuela.

Movimiento por los DD.HH. y Contra la Corrupcin que coordina la abogada colombiana ngela Natalia Yaya-Martello, responsable de la oficina francesa de las Amricas en la Federacin Internacional para los Derechos Humanos (FIDH), creada en 1922. Se la asocia con planes de desestabilizacin en Cuba ?financiados por la FIDH?, con el grupo Comisin Cubana de DDHH y Reconciliacin Nacional del contrarrevolucionario Elizardo Snchez Santa Cruz Pacheco. Ha anunciado que inscribir a contrarrevolucionarios cubanos y opositores violentos venezolanos en la Cumbre de Lima, para enardecer los nimos.

En Per la coalicin Transparencia, DD.HH. y Participacin capacita en el uso de las Tecnologas de la Informacin y Comunicacin (TIC) a grupos de opositores. La coordinan Paz Pea y la peruana Silvia Rosa Way, que preside la organizacin Mujeres en Poltica y al Poder. Est muy vinculada al Secretario de Asuntos Hemisfricos de la OEA, James M. Lambert, supervisor del proyecto PASCA de REDLAD.

Movimiento Afro-Descendiente de las Amricas que lidera la peruana Carmen Cecilia Ramrez Rivas del Centro de Desarrollo de la Mujer Negra Peruana. Junto con el colombiano Hernando Viveros Cabezas, representante permanente de REDLAD en Washington, han anunciado su presencia en el foro paralelo de la VIII Cumbre.

Los vnculos de Ramrez con antirrevolucionarios cubanos datan de su relacin con el cubano-americano Carlos Quesada, responsable del Programa Cuba en el Instituto por la Igualdad, la Raza y los DD.HH. Se ha documentado que en marzo de 2014 Cecilia Ramrez viaj a La Habana para entregar clandestinamente a la contrarrevolucin, bienes para acciones subversivas contra el gobierno cubano.

La NED ha puesto amplios fondos a disposicin de Quesada para -supuestamente- atender a afro-descendientes en la isla. Ah trabaja con el grupo subversivo Global Right, cuya historia se documenta en: http://semanariovoz.com/conspiracion-contra-cuba.

Organizacin de Mujeres Afro-peruanas (CEDEMUNEP) que declara luchar contra la discriminacin. La financian: Global Rights, Kellogg Foundation, Match International Center InteraAmerican Foundation e Italian International Corporation.

Foro Ciudadano de las Amricas que coordina la sociloga peruana Molvina Zeballos Manzur, que a su vez preside el Centro de Estudios y Promocin del Desarrollo (DESCO). Zeballos coordina la subregin Andina del proyecto PASCA, que financian Freedom House y el DoS, para organizar actos de la sociedad civil en la VIII Cumbre.

REDLAD usa a DESCO para facilitar visas a contrarrevolucionarios cubanos y opositores venezolanos, financiados por el DoS y Freedom House, para que se manifiesten en la Cumbre de Lima. El vicepresidente de DESCO, el peruano Eduardo Toche y Molvina Zeballos, organizarn esos actos de la llamada sociedad civil.

Juventud y DD.HH. Frente a la Corrupcin y Transparencia en Las Amricas que trabaja con la subversiva Red Latinoamericana de Jvenes por la Democracia (JUVENTUDLAC). Las coordinan, la contrarrevolucionaria cubana Rosa Mara Pay, el venezolano Carlos Eduardo Vargas y el mexicano Jonathan Maza Vzquez. Analistas anticipan que JUVENTUDLAC, ser una de las agrupaciones ms agresivas contra Cuba y Venezuela en la VIII Cumbre. Se espera la presencia de provocadores de esa coalicin.

El Rol de los Jvenes ante la Corrupcin y el Desarrollo Sostenible que coordina la argentina Mara Ins Brogin Alba. Ah se ha sumado el abogado argentino Sebastin Mart Schuff, quien trabaja para la Defensora de la Nacin y es directivo del Frente Joven de Argentina, por tanto, de la subversiva JUVENTUDLAC.

Partners Global, recibe fondos de la USAID y sostiene que busca "liderar un cambio positivo" regional a travs de la Coalicin por la Nueva Gobernanza y la Sociedad Civil Fortalecida. El mexicano Luis Gmez Chow coordina la seccin para Amrica Latina y el Caribe desde Washington. Chow tambin dirige otro proyecto financiado por la USAID de 1.6 millones de dlares, para alentar la democracia y la libertad de asociacin en la regin.

Es significativo que, en este botn de muestra de las OSC patrocinadas por el capital imperial, ninguna haya logrado frenar la corrupcin gubernamental, la pobreza ni los fraudes electorales. Tampoco han alentado significativamente el desarrollo o la equidad. Ello evidencia que sus verdaderos objetivos son minar y socavar a los gobiernos anti-imperialistas.

Fuente: Lartillera. Parte de Resistencia N371/ Correo del Orinoco
Fotos: Cortesa


Sitio WEB desarrollado por la:
Oficina de Tecnologías de la Información y la Comunicación del
Ministerio del Poder Popular del Despacho de la Presidencia y Seguimiento de la Gestión de Gobierno
- Copyright 2018 -